Saltar la navegación

4.5.2.- Parámetros de estirado y trefilado (II).

Vista de tubos de Acero obtenidos por estirado

El alargamiento

A consecuencia de la reducción de la sección transversal, en el conformado por estirado, tiene lugar un alargamiento, cuyo valor es posible calcular considerando que el volumen antes y después de la deformación permanece constante. El alargamiento puede definirse como la diferencia entre la longitud después y antes del estirado.

Suponiendo que el volumen será constante, el alargamiento que va a sufrir una barra, conociendo la reducción de sección, viene dado por:

Expresión matematica

Siendo Lo y Ao las longitudes y secciones de entrada y Lf y Af la longitud y sección de salida.

Aunque el estirado y trefilado se realizan normalmente en frío, pueden llegar a alcanzarse temperaturas cercanas a los 90º, debido al rozamiento del material con el cono de reducción de las hileras, y al trabajo interno producido por la propia deformación. Este calentamiento es completamente indeseable, ya que supone un mayor desgaste del utillaje y un peor acabado de la superficie del producto final, y para reducirlo, se lubrica el material, sumergiéndolo en baños de polvo o líquidos, inmediatamente antes de pasar por la hilera (se impide así el contacto directo entre ambos), y se refrigera con agua la hilera. Además de aminorar el calentamiento, al reducir el rozamiento, con la lubricación se reducen también los esfuerzos de estirado, disminuyendo en consecuencia la potencia requerida en la máquina.